sábado, 25 de diciembre de 2010

Navidad blanca en Suiza

La nieve es el factor más atractivo que encuentran los turistas para visitar Suiza en invierno, a pesar del intenso frío que suele hacer en esta época del año.
La nieve, la posibilidad de esquiar y disfrutar de todos los deportes de invierno, hace que el turista se sienta satisfecho en este país durante sus vacaciones invernales, ya sea en Zurich, Basilea o en cualquier ciudad sueca, ya que cualquiera merece la pena para descansar y disfrutar de la nieve en este hermoso país.

Dentro del país nos podemos encontrar con fotografías que pudieran ser perfectamente postales de navidad, debido a su hermosura y la tranquilidad que transmiten estos paisajes de Suiza, sobre todo la zona de Los Alpes y lugares altos.

martes, 21 de diciembre de 2010

La moto de nieve

Las motos de nieve, también conocidas como snowmachine, o skimobile, son vehículos terrestres impulsados por una única rueda de tracción a oruga y dirigidos por esquís en el frente para su manejo.

Están diseñadas para operar en nieve o hielo, y no requieren ninguna carretera o camino. La mayoría de las motonieves son impulsadas por un motor de dos tiempos, aunque los motores de ciclo de cuatro tiempos están siendo cada vez más populares.
Debido a su velocidad, maniobrabilidad, y aceleración, se requiere habilidad y fuerza física para controlar una moto de nieve. Perder el control de la máquina puede causar grandes daños, lesiones o la muerte.
Una causa común de accidentes es cuando un piloto pierde el control de la máquina porque no tienen suficiente agarre y no se dan cuenta de cómo la máquina es potente. Otra causa de lesiones es chocar con los grandes animales, como ciervos y alces que puedan aventurarse en senderos de motonieve. La mayoría de estos encuentros se producen por la noche o en condiciones de baja visibilidad, cuando el animal no puede ser visto en el tiempo para evitar una colisión.
La siguiente causa principal de lesiones y muerte es las avalanchas. Los riesgos pueden reducirse mediante la educación, la formación adecuada, apropiada

lunes, 13 de diciembre de 2010

Cómo iniciarse en el buceo

El bautismo de buceo consiste en una primera charla explicativa y una toma de contacto con el agua.  Lo primero que tendrás que hacer es realizar un curso de iniciación al buceo, así podrás realizar inmersiones de hasta 25 metros de profundidad (el máximo son 40). No es necesario que compres ningún equipo, ya que las escuelas de buceo te permiten alquilarlo. Durante la iniciación, que suele durar de 7 a 15 días, se imparten un total de 15  clases: 5 teóricas, 5 en la piscina y otras 655 más en el mar. Se recomiendan aguas no muy bravas y muy luminosas.
Aunque para bucear no se necesita una preparación física específica, se aconseja estar en buena forma, no hacer comidas copiosas ni tomar bebidas gaseosas antes de una inmersión. Esta práctica sólo esta contraindicada si se sufren de problemas cardíacos, aunque también es recomendable avisar al guía si se padece algún problema respiratorio, como asma.
 El frío, el consumo de tabaco y alcohol, la falta de descanso o el sobrepeso también pueden incidir negativamente en el buceador.
El estado de relajación que se alcanza a 30 metros de profundidad experimentando la ingravidez, y paseando, en compañía, por el fondo del mar, es una experiencia que vale la pena vivir.
Es básico conseguir que el equipo se adapte perfectamente al cuerpo.
Antes de practicar buceo, se debe pasar un reconocimiento medico exhaustivo.
Bucear es un deporte que no se realiza en solitario. Por eso, es imprescindible estar muy pendiente de nuestro compañero y acostumbrarse a depender y controlar a la persona que nos acompaña.
Para seguir disfrutando de un paisaje submarino cautivador, deja el mar como estaba: evitar tocar y lastimar a los pequeños organismos que allí viven, y no te lleves ningún “trofeo” submarino a la superficie.

viernes, 10 de diciembre de 2010

La estanción de esquí de Candanchú

A pocos kilómetros de Jaca se encuentra la estación de esquí de Candanchú, con un gran número de pistas pensadas tanto para los esquiadores más expertos como para aquellos que están dando sus primeros pasos.
Candanchú, en pleno corazón del Pirineo Aragonés, es una de las más bellas y con mayor prestación de servicios de las estaciones de esquí de España. Con casi 40 kilómetros de pistas balizadas, 3 circuitos de esquí nórdico, 44 pistas, 1 estadio de competición  de esquí alpino y otro de biathlón y fondo, Candanchú es uno de los mejores espacios para el entretenimiento y la práctica de deportes de invierno, un lugar ideal para pasar unos días en familia o con los amigos de escapada en la nieve. Además, hay un total de 1.174 alojamientos donde hospedarse a los pies de la estación para un fin de semana en Candanchú o para unas vacaciones completas.

Los deportes de nieve en Andorra

Andorra  cuenta con la mayor superficie esquiable de todo el continente.
Cuenta con 5 estaciones de esquí, algunas de ellas comunicadas entre sí y dotadas de las más modernas instalaciones para seguir consolidándose como una de las mejores alternativas de esquí que tenemos en la actualidad no solo en España o Europa sino también del mundo, algo que no se puede decir todos los días.
Esquí alpino, Telemark, nórdico, snowboard, motos de nieve, quads de nieve, trineos… la verdad es que son casi interminables las opciones que se pueden llevar a cabo en sus estaciones de esquí, tanto si eres un verdadero novato o novata como si eres un deportista más experimentado, aquí todos tienen cabida.
También son destacables otras actividades apasionantes como la escalada en hielo, algo complejo pero que se convertirá en una experiencia apasionante. Si te gustan los retos puedes ir hasta el circuito Andros donde podrás tomar clases de conducción sobre hielo. Adrenalina pura.
Si aún quieres más puedes acercarte hasta el Palacio de Hielo donde podrás practicar patinaje sobre hielo o incluso divertirte de lo lindo en el circuito de karts sobre hielo. Así es Andorra y su oferta, de todo y para todos.

Los mejores sitios para esquiar

Francia y Andorra  atesoran algunos de los destinos más codiciados, pero España  ofrece escenarios de inigualable belleza para los viajeros más trepidantes aficionados a los deportes de invierno.
Cortina d’Ampezzo (Italia)
Cortina d’Ampezzo (Italia) no sólo ofrece las mejores pistas, sino que también alberga los mejores refugios y resorts. Kandersteg (Suiza) es uno de los más pintorescos centros de esquí que cautiva con un ambiente sumamente acogedor.
Courchevel (Francia) es un es un resort de esquí construido fundamentalmente para practicar deportes de invierno. Pone a disposición de los viajeros las mejores instalaciones e infraestructuras para que los turistas puedan disfrutar de las mejores vacaciones de invierno.
Igls (Austria) ofrece una fusión ideal entre los más bellos paisajes naturales y los más sofisticados resorts de esquí.
En España, Sierra Nevada es el blanco de todas las miradas, aunque sin lugar a dudas el Principado de Andorra es un punto neurálgico al que acuden cientos de deportistas provenientes de diversas partes del mundo, en su afán de participar en algunos de los tantos torneos programados cada temporada.

Las rutas paisajísticas: una opción de bajo coste para esta vacaciones

Los itinerarios y rutas paisajísticas preparadas dentro de las reservas naturales, están perfectamente señalizadas, y cuentan con centros de interpretación para aprender de la flora y fauna del lugar y de guías especializados que ayudan a conocer los ecosistemas de estas áreas protegidas.
Debemos recordar que los espacios naturales  permiten su acceso gratuito y, en muchos casos, cuentan con servicios de apoyo e información para el visitante.
De acuerdo al régimen que los regula, los visitantes pueden acceder libremente a estas áreas naturales. En algunos casos, se organizan visitas guiadas de interpretación y en otros, encontraremos información disponible en mapas y señalética para autoguiarnos. Hay casos de itinerarios especialmente programados que, por un bajo coste, podemos compartir. Por ejemplo salidas de senderismo con raquetas de nieve en Sierra Nevada.
Hay, además, muchos recursos en la red para organizar nuestras propias salidas para observar pájaros, para tomar contacto con la flora autóctona o para descubrir la Naturaleza en su estado más puro, sin que nos suponga mucho gasto.

La tabla de Snowboard

La principal herramienta con la que disfrutar del Snowboard es la tabla. Hoy en día, cualquier tabla y fijaciones que compres, incluso la más barata, tienen una calidad buena y está hecha con unos materiales muy recomendables. Lo primero que debemos tener claro es dónde vas a usar la tabla. Si eres de un nivel avanzado en el snow y te atreves a ir fuera de pista, deberás buscar una Freeride y si prefieres los saltos y trucos, visitando un snowpark, tu tabla sería del tipo Freestyle. Para descensos rápidos en pistas normales, la Carving te facilitará coger más velocidad sin perder nunca el control del descenso. Para los que no estén especializados o estén empezando, deberán fijarse en las Mixtas (Freeride-Freestyle). Según la superficie que más nos interese, nos decantaremos por un modelo de tabla u otro.
En cuanto a la longitud de la tabla, ésta será más idónea para una persona según su estatura y peso. Si la tabla, puesta de pie, te llega entre la barbilla y las cejas, es la idónea. Si sobrepasa tu frente, es una tabla larga, que se desliza mejor con nieve en polvo. Si la tabla te llega por debajo de la barbilla, es corta, y más adecuada para Freestyle, saltos, barandillas… Lo más recomendable es conseguir una tabla a tu medida, regular para todos los estilos. Si tienes el pie grande, deberás buscar una tabla ancha, lo suficiente para que no te roce los dedos ni el talón de la bota.
Por último, es importante saber que cuanto menos pese la tabla, mejor. En cuanto a los precios, infórmate sobre la temporada de la tabla que te interesa, ya que las de otros años suelen tener descuentos sobre los nuevos modelos y no tiene por qué haber diferencia entre ellos. Teniendo en cuenta estos detalles, sólo quedará elegir la que más te guste, algo que será difícil, ya que por lo general todos los diseños están muy bien.

Snow para novatos

Aprender a hacer snow es difícil, por tanto, es aconsejable dar clases con un profesor y, en poco tiempo, podrás dar pequeños saltos y ser un auténtico rider.
Para empezar a practicar snow, necesitarás:
1. Una tabla de snow, adaptada a tu estatura y peso. Antes de ponértela, es importante que sepas qué pie debes llevar por delante y cuál detrás, guiando la tabla.
2. Unas fijaciones, que vayan atornilladas a la tabla. Será donde metas las botas que te sujeten a la tabla de snow.
3. Unas botas de snow. Aunque son mucho más blandas y cómodas que las de esquí, procura que cierren bien, y que no se te mueva el pie, para evitar lesiones.
4. Un equipo de nieve, impermeable y calentito: pantalones, chupa, sudadera, camiseta térmica, guantes, gorro de lana, bufanda...
5. Gafas que te protejan del viento en los días malos y el sol en los buenos.

Esquí para novatos

La gente que comienza a practicar esquí lo hace a la manera tradicional, es decir, haciendo curvas anchas, practicando cuña... Una vez superas ese paso, existen muchas variantes de este deporte, cada una con su tipo de esquí. Si estás empezando, este es el equipo básico que necesitas:
1. Unos esquís tipo pin-tail, específicos para novatos.
2. Un par de bastones  para mantener el equilibrio.
3. Procura las botas  sean lo más cómodas posible, y déjate aconsejar por los expertos en nieve.
4. Equipo de nieve. Puedes decantarte por un mono de esquí o por un conjunto de anorak y pantalones. Lo importante es que te protejan del frío. También necesitarás unos guantes, pasamontañas, calcetines gordos...
5. Usa gafas  mixtas: protegen tanto del frío como del sol .

miércoles, 8 de diciembre de 2010

Lo que debes saber sobre el casco para esquiar

En el 99 % de los casos, el uso de casco disminuye las consecuencias de algún tipo de accidente donde hayan traumas en la cabeza.
En razón de la importancia que ha cobrado el último tiempo el uso de este implemento de seguridad, los propios centros de ski han iniciado campañas para fomentar su uso.
Lo Primero al comprar un casco es saber tu talla. Para esto debes medir el contorno de tu cabeza, pasando una huincha por toda tu cabeza a la altura de la frente.La solución es probar y probar hasta que encuentres uno que te calce bien. Recuerda que al ponerte un casco no debe quedarte apretado ni suelto, debes poder moverlo ligeramente pero sin girarlo más de unos cms. Prueba también que la cinta de sujeción te queda bien en la barbilla; firme y no suelta, pero sin estrangularte pues debe permitirte cierto movimiento sin molestarte.
para  mantener fresca y ventilada la zona de la cabeza evitando el sudor, lo ideal sería que el casco tuviera hartas entradas y salidas de aire.
Hay que destacar que los fabricantes recomiendan no usar el mismo casco por más de 5 años, pues las propiedades de los materiales se van perdiendo con la exposición al frío, nieve, agua, sol, calor etc, etc.


Las botas para esquiar

Hoy en día todo el calzado es de plástico rígido, con un botín extraíble y confortable. Asegura un asiento del pie qué no tiene nada que envidiar a la del calzado de pista.
Los principales criterios para la elección son la ligereza, un buen aislamiento térmico, la facilidad para calzarse y descalzarse y la posibilidad de caminar cómodamente. Es importante encontrar la bota a nuestra medida, y esto no es siempre cosa fácil. A la hora de comprarlas hay que tener en cuenta la longitud, anchura y altura de los pies y no olvidar llevar los esquíes que vamos a usar para que se acoplen perfectamente a ellos. En caso de problema serio, podemos recurrir a la técnica de los Botines termoformados a medida. Las botas son consideradas por muchos expertos la parte más importante del equipo del esquiador. Los esquiadores recomiendan no ser tacaños con el calzado y comprar unas botas de gama media o alta.

Entradas populares

Descubre el mundo del pádel

Descubre el mundo del pádel
trucos para ganar un partido de pádel